Pocos jugadores pueden presumir haberle anotado un gol a Gianluigi Buffon en su carrera, pero ¿cuántos porteros pueden presumir eso? Francesco Toldo podría ser uno de ellos, y es que aunque el gol anotado fue oficialmente dado a Christian Vieri, a quien el balón le rozó antes de entrar a la portería, lo cierto es que el ex portero del Inter podría tener todo el mérito de haberlo anotado.

Era el 19 de octubre del 2002, en una edición más del Derby d´Italia jugado en el Giuseppe Meazza y en donde se enfrentaban 2 de los máximos contendientes al Scudetto.  El partido fue trabado y los 90 minutos transcurrieron sin que ninguno de los dos arcos fuera profanado, y fue hasta el final del encuentro cuando la Juventus se puso en ventaja, al minuto 89, con un penal anotado por Alessandro Del Piero. Parecía que el marcador terminaría de manera favorable para el equipo entonces dirigido por Marcello Lippi, cuando al minuto 95 tuvo lugar la última jugada del partido, un tiro de esquina.

Francesco Toldo, uno de los jugadores más importantes del conjunto nerazzurro en ese momento, y quien poco pudo hacer minutos antes para detener el remate de Pinturicchio, no lo pensó dos veces y salió corriendo al arco rival en busca del tanto de la igualada. Un joven Gianluigi Buffon salió a cortar el centro, sin éxito, y en un rebote el balón salió hacia la pierna de Toldo, rozó la pierna de Vieri y se metió al arco bianconero.

Si Vieri no hubiese tocado el esférico, éste de todos modos hubiera entrado, pues el rebote de Toldo tuvo dirección a la portería, pero al final el mismo Francesco fue todo un caballero y dijo que el gol fue bien dado a su compañero. ¿Tú qué opinas?